Portada » Reino animal » ¿De qué se alimentan las tortugas?, terrestres y acuática

¿De qué se alimentan las tortugas?, terrestres y acuática

De qué se alimentan las tortugas

Si te has preguntado de qué se alimentan las torturas, te lo explicamos en este artículo, Las tortugas son un grupo de animales pertenecientes al grupo de los reptiles, específicamente al orden Testudines, cuya característica principal es que presentan un caparazón que cubre todo su cuerpo, a excepción de las extremidades y la cabeza.

Este grupo es muy amplio, estando constituido por tortugas que viven en ambientes terrestres y tortugas que viven en hábitats acuáticos. Así como ocurre con la mayoría de las especies de animales, todas sus funciones vitales se encuentran determinadas por el ambiente en el que se desarrollan.

La alimentación no escapa a esto. Y por supuesto que la dieta de las tortugas está ampliamente influenciada por el hábitat. A continuación vamos a estudiar de qué se alimentan las tortugas.

Características de la alimentación de las tortugas

Pueden ser herbívoras u omnívoras

Las tortugas constituyen un grupo de seres vivos muy variado. En este sentido, sus costumbres, incluyendo la alimentación también son variadas.

Lo primero que se debe establecer al estudiar de qué se alimentan las tortugas, es que su dieta puede ser omnívora o herbívora. Tomando en cuenta esto, la mayoría de las especies de tortugas terrestres se alimentan netamente de plantas, por lo que son herbívoras.

Por otra parte, las tortugas que se desarrollan en ambientes acuáticos tienen una dieta mixta, en la que se alimentan, tanto de plantas como de pequeños animales. Debido a esto, se les considera omnívoras.

La dieta está adaptada a sus características anatómicas

Tal como ocurre con la gran mayoría de los animales, la dieta que ingieren las tortugas, está condicionada por las características morfológicas y anatómicas de estas.

En este sentido, hay tortugas que cuentan con picos dentados, que les permiten obtener con mayor facilidad el alimento, como las algas. Así mismo, hay otras que tienen picos que cuentan con una gran fuerza de presión, gracias a la cual pueden quebrar la cocha de ciertos moluscos que constituyen su alimento.

Está condicionada por el ambiente

Los zoólogos que han estudiado de qué se alimentan las tortugas, coinciden en afirmar que su alimentación está condicionada por el ambiente, ya que dependerá de la disponibilidad de alimento que haya en un momento dado.

En el caso de las tortugas de vida terrestre, estas se alimentan de diversas plantas, verduras y frutas que puedan tener a su alcance. Incluso, cuando lo anterior no se encuentra disponible, pueden llegar a alimentarse solo de pasto.

Las tortugas que habitan en cuerpos de agua, ya sea de agua dulce o salada, han debido diversificar su dieta e incluir en ella a pequeños animales. Esto se debe a que no hay tanta disponibilidad de plantas como si lo hay en un ambiente terrestre.

Su metabolismo es lento

El metabolismo de las tortugas es sumamente lento. Esto quiere decir que tardan una gran cantidad de tiempo en procesar los alimentos y nutrientes que ingieren. Debido a esto, tardan en extraer la energía de estos, lo cual es una de las razones por las que las tortugas son tan lentas y además son tan longevas.

De qué se alimentan las tortugas terrestres

Las tortugas terrestres son reptiles que se desarrollan en el ámbito terrestre. Entre sus características distintivas, se puede mencionar que tienen la capacidad de retraer su cuello hasta que su cabeza queda cubierta completamente dentro del caparazón. Este es un claro mecanismo de defensa y protección.

Dieta

Como ya se ha explicado con anterioridad, la dieta de las tortugas está determinada por el ambiente en el que habitan. En este sentido, dentro de las especies de tortugas terrestres las hay herbívoras, omnívoras e incluso carroñeras.

La dieta de las tortugas herbívoras está constituida por plantas verdes y frutas. Entre las plantas de las que se alimentan las tortugas se pueden mencionar: dientes de león, hojas de diferentes plantas, tréboles, zapallo e incluso pasto. Igualmente, las tortugas también pueden alimentarse de hojas secas. En lo que respecta a las frutas, se pueden alimentar de higos, plátanos, fresas, mango y melón, entre muchas otras. Sin embargo, las frutas constituyen un porcentaje muy pequeño de la dieta de estas tortugas.

Por otra parte, las tortugas terrestres que son omnívoras, aparte de tener una dieta en la que las plantas constituyen el mayor porcentaje, también pueden alimentarse de pequeños invertebrados entre los que destacan principalmente pequeños artrópodos y lombrices. Es de hacer notar que hay especies de tortugas terrestres que pueden alimentarse de otros reptiles, incluso pequeñas serpientes.

Así mismo, unas pocas especies de tortugas terrestres se ha registrado que tienen hábitos carroñeros. Esto quiere decir que se pueden alimentar de carne descompuesta proveniente de algún cadáver. Aunque la dieta de estas tortugas no es carroñera exclusivamente, sino que también se alimentan de plantas. Algunos especialistas afirman que la alimentación a partir de cadáveres es ocasional y oportunista.

Finalmente, las tortugas requieren de cierto aporte de minerales en su dieta, principalmente de calcio. En ocasiones lo obtienen ingiriendo tierra rica en minerales o bien algunas rocas. Es de hacer notar que estas últimas, aparte de aportarle calcio y minerales, ayudan en la trituración de los alimentos.

De qué se alimentan las tortugas acuáticas

Las tortugas acuáticas son aquellas que viven la mayor parte de su vida en cuerpos de agua, ya sea de agua salada o dulce.

Dieta

La dieta de las tortugas acuáticas es principalmente omnívora, ya que se alimentan, tanto de material vegetal como de algunos animales. Ahora bien, aquí conviene hacer la distinción entre tortugas de agua dulce y tortugas de agua salada. A continuación se explica de qué se alimentan las tortugas de agua dulce y de agua salada.

Tortugas de agua dulce

En lo que se refiere a las tortugas de agua dulce, los especialistas consideran que la mayoría de estas son carnívoras, alimentándose principalmente de algunos peces, crustáceos, moluscos y anfibios. Además es posible que se alimenten también de otras especies de tortugas más pequeñas.

A pesar de esto, dentro de las tortugas de agua dulce también hay especies que son netamente herbívoras, como la tortuga arrau (Podocnemis expansa). Estas se alimentan de algas, raíces y plantas acuáticas, entre otras.

Tortugas de agua salada

Las tortugas de agua salada tienen una dieta omnívora que, como se sabe, está constituida por algas, plantas y por animales. Aunque la dieta de estas tortugas está compuesto principalmente por algas marinas. Por otra parte, las tortugas marinas se alimentan de animales como peces, moluscos, crustáceos e incluso algunas especies de medusas.

Así mismo, las tortugas marinas también se alimentan de corales, esponjas y anémonas, los cuales, lejos de lo que pueden pensar muchos, no son plantas, sino que forman parte del reino animal como miembros de los filos Cnidaria y Porifera.

Proceso digestivo de las tortugas

Aparte de conocer de qué se alimentan las tortugas también es importante estudiar cómo procesan el alimento.

La digestión en las tortugas se inicia en la cavidad bucal. Es importante destacar que estas carecen de dientes, por lo que no mastican el alimento, sino que lo despedazan con la ayuda de su pico córneo. A pesar de esto, cuentan con enzimas digestivas muy potentes que se encuentran disueltas, en parte, en la saliva y que contribuyen a iniciar la fragmentación y procesamiento de los alimentos.

El alimento transita por el esófago hacia el estómago, en donde sufre la acción de diversas enzimas digestivas y de los jugos gástricos, los cuales lo procesan aún más, preparándolo para que sus nutrientes puedan ser extraídos y absorbidos.

En el intestino delgado, gracias a la presencia del jugo pancreático y de la bilis, se continúa la digestión, principalmente de las grasas. Aquí en este punto, se produce la mayor parte de la absorción de los nutrientes, gracias a las vellosidades intestinales presentes allí.

A nivel del intestino grueso, se produce un proceso de reabsorción, en el que ingresan al torrente sanguíneo del animal algunas sustancias que no se absorbieron en el intestino delgado. Así mismo, en el intestino grueso también se absorbe el exceso de agua generado durante toda la digestión. Finalmente, los desechos son liberados a través de la cloaca.

Es importante destacar que algunas especies de tortugas que son herbívoras exclusivas contienen en su tracto digestivo ciertas colonias de bacterias que le ayudan a digerir eficientemente a la celulosa, para poder aprovechar al máximo los nutrientes.

Como se puede evidenciar al estudiar de qué se alimentan las tortugas, sus hábitos alimenticios son por demás interesantes y constituyen información valiosa que es importante conocer.

Referencias

  • Buitrago, J. y Guada, H. (2002)
  • De la Ossa, J., Vogt, R. y Santos, L. (2011)
  • Devaux, B. y De Wetter, B. (2000)
  • Soler, J. y Martínez, A. (2008)

Te sugiero que también hagas una lectura sobre: la dieta del oso panda